Consumidor Economía y Negocios

Y un día apareció el DÓLAR TARJETA.

Finalmente la AFIP emitió la resolución N° 3.378 que establece un pago del 15% a cuenta del Impuesto a las Ganancias y de Bienes Personales para todos los consumos que se realicen con tarjetas de crédito y débito en el exterior.

Aún se espera la publicación en el Boletín Oficial y se presentan algunas dudas sobre la fecha desde la que regirá para débito y compras hechas por Internet.

Una vez que entre a regir la norma, las tarjetas deberán brindar a la AFIP información sobre todos los gastos que se realicen discriminado entre compras en el extranjero o en el país.

Esta medida abarca al 100% de las operaciones. Hasta el momento, sólo se informaba al fisco sobre operaciones en el exterior que superaran los $3.000. La medida alcanzará únicamente a los titulares de las tarjetas y no a las extensiones.

El titular del fisco, Ricardo Echegaray, indicó que la normativa no contempla a aquellas personas que viajen y no estén alcanzadas por el impuesto a las Ganancias o de Bienes Personales, para quienes significará un recargo, por lo que se está diseñando un mecanismo para realizar devoluciones también a través de la tarjeta.

Van a esperar a que el sistema esté operativo y analizar si se trata de un número significativo de casos o algo que pueda ser resuelto con medidas puntuales.

La AFIP computó en el último año y medio se efectuaron consumos en el extranjero por $7.400 M a través de 168.000 tarjetas. Con el recargo del 15%, se apunta a lograr un ingreso máximo de u$s 50 M mensuales y un total de u$s 400 M hasta abril de 2013, mes en el que comienzan las deducciones.

El adicional del 15% representa una especie de victoria de los funcionarios “prudentes” sobre los “radicalizados”, que pretendían fijar directamente un impuesto sobre las compras en el exterior, tal como aplica Brasil (un 6%). También se hablaba de fijar un tope o cupo a las compras de argentinos en el exterior. Pero la solución menos conflictiva es consecuencia lógica de que para crear un impuesto nuevo, se debía aprobarlo a través del Congreso, lo que hubiera demorado un mes y generado durante el lapso otro salto en la demanda de dólares.

Nació así el “dólar tarjeta“, teniendo en cuenta que aún sigue pendiente una actualización en los mínimos no imponibles y los montos desgravables , por lo que el pago a cuenta termina siendo un recargo. Pero como en realidad las tarjetas no tomaban en la práctica el precio oficial de $4,64 sino una cotización casi un 3% arriba, el valor de dólar tarjeta rondaría los $5,46.

Queda entonces el panorama de tipos de cambio con un dólar oficial a $4,64, el blue en torno a $6,37, el contado con liquidación a $6,51, el “dólar E-Bay” a $4,76, el dólar casino (del exterior) a $5,46, el dólar celeste (inmobiliario) a $5,50 y el dólar aeropuerto a $3,70 comprador.

Echegaray adelantó ayer que en los próximos días se oficializará que quienes necesiten comprar divisas para viajar al exterior sólo podrán hacerlo cuando tramiten su adquisición en un plazo no superior a los siete días previos a su partida.

La idea de estandarizar un plazo intenta “ordenar la demanda” y evitar que se declaren “viajes que luego no se realizan”.

En las casas de cambio dicen que la AFIP está implementado un sistema informal de cupos para la venta de moneda extranjera para turismo y viajes, sobre la base de un monto diario total. Dicen que los futuros turistas tienen que
presentarse en el mostrador para hacer la compra antes de las 13-14hs, porque después el sistema de la AFIP deniega cualquier pedido, a pesar de que muchos de los solicitantes habían sido validados previamente en sus respectivos hogares.

 

AGREGAR COMENTARIO

Clic aqui para comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *