Córdoba Noticias Sociedad

No cesan los "cuentos del tío" por SMS

Los delincuentes envían mensajes de texto en los que alertan sobre supuestos premios. Cuando la víctima cree en el ardid, le solicitan giros de dinero o claves de tarjetas de crédito para "gastos administrativos".

El lunes pasado, el sonido de su teléfono celular sobresaltó a Daniel. Era media mañana cuando se encontraba concentrado en su trabajo de todos los días. Al tomar el aparato y abrir la tapa, vio que en su bandeja de entrada tenía un mensaje de un número desconocido.

Fue entonces que leyó lo que se suponía que era una buena noticia: le informaban que acababa de ganar un auto cero kilómetro en un sorteo realizado para el programa de televisión ShowMatch.

“Y me avisaban que, para que me enviaran el auto, un Peugeot 207, tenía que mandar, antes de las 13, un giro de dinero a un hombre que decía ser de Río Cuarto. A partir de ahí, a través de empleados de Canal 13 me iban a hacer llegar el auto”, recordó Daniel.

Para que no dudara, en el mismo mensaje de texto le indicaban que todos los usuarios de su empresa de telefonía celular habían participado en el sorteo “de manera automática”.

Por fortuna, el hombre no se dejó tentar por la alegría, sospechó y antes de mandar algún dinero consultó a este diario. Todo era una farsa y lo único que iba a recibir sería un disgusto al darse cuenta de que había regalado su dinero a los estafadores.

No se trató del único ardid. El martes, Graciela también recibió otra supuesta buena noticia en su teléfono celular. Esta vez, el mensajito de texto decía: “Hotel Resort & Spa te invita a disfrutar gratis 4 días/3 noches para vos y tu familia! Promo p/usuarios de tarjeta de crédito. Manda ya Ok p/reservar la estadía”. Tampoco cayó en la trampa, salvada por ser una “desconfiada crónica”, según ella misma se definió.

En caso de haberse ilusionado, tras su contestación desde el supuesto hotel le iban a pedir que enviara el número de su tarjeta de crédito, más otras claves, para descontarle “gastos administrativos”. Lejos de un viaje de relax y spa, la mujer habría terminado con un ataque de indignación.

Hasta en la Web. Otra treta usual: Javier recibió, a principios de año, un SMS con un número desconocido, cuyo prefijo pertenecía a la provincia de Santa Fe. Le avisaban que había ganado un televisor de 42 pulgadas e incluso le proponían que visitara un sitio de Internet para conocer más datos del falso concurso.

Los estafadores habían creado una página web dedicada a una promoción de sorteos, todo “trucho”. Tras un largo texto de “bases y condiciones”, se avisaba al “ganador” que al televisor se lo enviaban a su casa, pero que antes debía abonar un seguro de envío, el que se efectivizaba por tarjeta de la línea de celular –es decir, Javier debía comprar tarjetas prepagas y enviar los códigos a los “organizadores”–.

Éstas son sólo algunas de las distintas modalidades que todos los días se renuevan y que utilizan los delincuentes para sacarles dinero a los incautos.

Desde el Departamento Delitos Económicos de la Policía de Córdoba, su jefe, el comisario Alejandro Mercado, resumió las prevenciones para no ser víctima de estos “cuentos del tío”: “Nunca responda ni haga caso a estos mensajes; no existen esta clase de concursos, ninguna empresa seria le va a avisar por mensaje de celular que ha ganado un premio”.

Los estafadores serían, en su mayor parte, personas de otras provincias que envían esta clase de mensajes a distintas jurisdicciones del país. Incluso, operarían con cómplices detenidos en cárceles.

La Voz del Interior